STAR insta a estudiar y poner en práctica fórmulas para mejorar la atención de los pacientes con patologías psiquiátricas, teniendo en cuenta sus características y necesidades especificas para evitar en lo posible episodios de agitación y heteroagresividad, que influyen tanto en el bienestar del propio paciente, como en  la seguridad de los profesionales y del resto de pacientes.

El pasado día 13 se produjo un nuevo incidente que puso en riesgo la seguridad de los profesionales y pacientes del Servicio de Urgencias del Hospital San Pedro. Fue motivado por un paciente, que presentando patología psiquiátrica, había llegado al Servicio durante la tarde/ noche del día anterior. Sufrió un episodio de alteración y agitación arremetiendo contra la instalación, precisando incluso, la asistencia de las Fuerzas de Orden Público para realizar la oportuna contención.

Estos episodios de alteración de pacientes psiquiátricos ingresados en el Servicio de Urgencias ,se dan con cierta frecuencia en distinto grado. No podemos olvidar, el desgracio incidente producido hace cerca de un año, con las graves lesiones ocasionadas a una trabajadora por un episodio de este tipo.

Está claro que las condiciones de espacio y ubicación en un box cerrado, sin posibilidad de deambular , con luz constante por hallarse entre cristales y afectarle la iluminación continua del Servicio, el transito ininterrumpido de camillas y  personal; son circunstancias, que sumadas a periodos excesivamente largos de permanencia (en este caso llevaba más de 12 horas, pudiéndose llegar incluso a 1 día) en dicho habitáculo, pueden influir negativamente en la evolución de este tipo de pacientes siendo un agravante de su patología en muchas ocasiones.

Teniendo en cuenta que estas condiciones, tanto de espacio e infraestructuras, como de tiempo de espera, influyen negativamente tanto en el estado del paciente que llega como en el trabajo y seguridad  de los profesionales, STAR considera que se deben tomar medidas en este sentido para garantizar la mejor atención posible de los pacientes psiquiátricos y a la vez  evitar incidentes como los acontecidos en los últimos meses. De esta manera evitaremos posibles complicaciones en el estado de este tipo de pacientes, que por su tipo de patología, pueden verse agravadas por estas circunstancias,  Desencadenando estos episodios de agitación y agresividad, que pueden poner en riesgo tanto la seguridad de los pacientes como del personal del Servicio de Urgencias.  

El Sindicato STAR insta a los responsables tanto del Servicio de Urgencias como del Servicio de Psiquiatría, a la revisión y mejora del Protocolo de atención a pacientes psiquiátricos en el Servicio de Urgencias de 2014 y a su actualización  con medidas que sean efectivas y se ajusten a las necesidades existentes, así como a estudiar estas situaciones y adoptar fórmulas necesarias en cuanto a espacio e infraestructura adecuados, y al  tiempo de permanencia mínimo indispensable en Urgencias aumentando  si es preciso la disponibilidad de camas para este tipo de pacientes u otras acciones que fueran necesarias.